Drenaje Linfático

Es un tratamiento muy recomendado durante los procesos postoperatorios. El drenaje linfático es perfecto para acelerar el proceso de recuperación, reducir la sensación de dolor, hacer desaparecer  y disminuir los hematomas.

Es un masaje suave y ligero que alivia el dolor, reduce la inflamación y combate la retención de líquidos, además de mejorar las defensas del organismo. Tiene un efecto relajante sobre el organismo, ayuda a reabsorber los líquidos y favorece la circulación.

Este masaje es especialmente útil tras las cirugías corporales, faciales y de mamas. Es indispensable después de un aumento o reducción de mamas, un implante de prótesis, una liposucción, una rinoplastia, una blefaroplastia o una abdominoplastia, entre otros.

El drenaje linfático trabaja sobre zonas sensibles y posiblemente doloridas tras la operación. Por eso mismo, el masajista realiza movimientos delicados específicos con el objetivo de reducir las molestias y la hinchazón.

De esta forma, se consigue sobrellevar mejor los días posteriores a la intervención quirúrgica y se reduce todavía más la probabilidad de que surjan complicaciones postoperatorias.

 Masaje Reductor

El masaje reductor realiza una presión fuerte, rápida y repetitiva en áreas con depósitos de grasa acumulada para estimular la circulación, disolver el tejido adiposo e incrementar la temperatura de la zona y el consumo de calorías.

Con este masaje nos deshacemos de la grasa localizada y las toxinas. De esta forma, se logra disminuir el volumen corporal. Este tratamiento es especialmente efectivo para reducir la presencia de estrías y deshacerte de la celulitis.

Asimismo, también es posible trabajar el abdomen, los glúteos, las cartucheras, los muslos y otras partes del cuerpo para conseguir una silueta mucho más estilizada y estética.

Para obtener unos resultados todavía mejores, es importante que complementes el masaje reductor con una dieta equilibrada, la ingesta de mucha agua y la práctica de ejercicio físico de forma regular.

 Masaje Facial Terapéutico

El masaje facial es una terapia relajante muy beneficiosa que se realiza mediante la presión de los puntos de tensión de los músculos de la cara.

De esta forma, se mejora la circulación sanguínea del rostro, hace desaparecer las tensiones acumuladas y rejuvenece la piel de la cara, haciéndola más firme y tersa.

 Masaje Relajante

Muchas veces nos es imposible evadirnos del estrés del día a día. Sin embargo, es imprescindible que encontremos algún momento de relajación para mantener un estilo de vida saludable.

El masaje relajante es ideal para tratar la tensión de los músculos provocada por el estrés. Este masaje trabajará sobre todas las partes del cuerpo, relajándolas una a una y contribuyendo a una distensión total del cuerpo.

 Masaje Energético

Basado en los principios de la Medicina Tradicional Oriental, el masaje energético emplea elementos de la tierra como minerales, piedras y gemas.

Estos objetos se colocan sobre el paciente a distintas temperaturas, consiguiendo así un resultado revitalizante, descontracturante y tonificador.

 Masaje para Desbloquear Cuerpo y Mente

En esta terapia se combina el masaje corporal con la presión en distintos puntos de los meridianos del cuerpo, a través de los cuales fluye la energía del organismo.

Este masaje, también basado en los principios de la Medicina Tradicional China, contribuye a equilibrar el organismo, ayudando así a restablecer un estado de salud general en todo el cuerpo.

 Reflexología Podal

Todos los órganos del cuerpo están reflejados en el pie a través de terminaciones nerviosas que van a parar a distintos puntos de la planta.

Aplicando presión y masajeando los distintos puntos clave, se puede actuar sobre la práctica totalidad de los órganos. Se trata de una terapia muy utilizada por sus enormes beneficios sobre el organismo sin llevar asociado ningún efecto secundario.

 Masaje Deportivo

Antes de una cita deportiva, es importante preparar el cuerpo para el esfuerzo que se va a realizar. Así pues, el masaje deportivo tiene como principal objetivo la estimulación de los tejidos para su perfecto funcionamiento a alta intensidad.

El masaje deportivo también es un instrumento muy útil para prevenir las lesiones y recuperarse de las mismas, así como para sobrellevar mejor la fatiga muscular.

¡Contacta con nosotros!

Financiación 100% - Diagnóstico y Asesoramiento Gratuitos.

Solicita Información sin compromiso.